domingo, 16 de febrero de 2014

Pechugas con espinacas y crema de queso


Aquí estoy de nuevo. Este plato es facilísimo de hacer, sabe bien y todo, y luego además tienes la conciencia tranquila por haber comido espinacas.

 

Ingredientes:

(para cuatro personas)

- 4 pechugas de pollo

- 500 g de espinacas (he usado congeladas)

- 1 tarrina de crema de queso (tipo Philadelphia)

- 50 g de queso azul

- 1 cucharadita de pimentón

- Sal y pimienta molida



Preparación:
Lo primero que hay que hacer es dorar las pechugas con un poco de aceite en la sartén. Yo las hice filetes antes porque me gusta que queden más finas, pero eso va en gustos. Después, se ponen en una fuente y se reservan.

Mientras, en una cazuela, se descongelan las espinacas con un poco de agua. Tienen que quedar de color verde hierba, sin recocerse, que si no, no saben a nada. Cuando estén listas, es importante escurrirlas muy bien. Una vez hecho esto, se sazonan con sal, pimienta y el pimentón, y se añade la tarrina de queso y el queso azul desmigado. Se revuelve bien hasta que se funda, y se echa por encima de las pechugas en la fuente.

Si se quiere, se puede gratinar con un poco de queso o con pan rallado por encima.

Ya habéis visto que es facilísimo, así que, que aproveche.